Los autos de la Reina Isabel II -
autos de la Reina Isabel

Los autos de la Reina Isabel II

El mundo vive muerte de una de los referentes en el mundo y hoy en Caruzen Motors le hacemos un homenaje mostrando los autos de la Reina Isabel II que hacían de su garaje un verdadera joya llena de lujo teniendo en cuenta que era una aficionada a los coches durante sus 96 años. Lee este blog y deleitate de las bellezas que el Príncipe Carlos heredará.

Su amor y gusto por los coches se remonta a la II Guerra Mundial, en la que fue miembro del Servicio Auxiliar de Mujeres y desempeñó la labor de mecánica. Sí, aunque no lo crean, la Reina Isabel II es experta en carros y por más insólito que parezca, era el único miembro de la Familia Real británica que sabía cómo cambiar un neumático, ya que durante su tiempo en el Ejército, aprendió a conducir y reparar motores de camiones y ambulancias.

Una de las actividades que más disfrutaba era conducir ella misma, aunque el protocolo dictaba que debía llevar un chófer allí donde iba. En septiembre de 2016, fue fotografiada conduciendo un Range Rover verde. Se estima que el valor de su colección de vehículos supera los 12 millones de euros.

Leer más: Los carros lujosos de Messi en el 2021

Los autos de la Reina Isabel II

Rolls-Royce Silver Ghost – 1924

Dentro de la lista de Los autos de la Reina Isabel II resalta una pieza única, como el Rolls-Royce Silver Ghost de 1924. Este Rolls-Royce tiene casi 100 años de existencia y es totalmente funcional. Se estima que recorrió, a lo largo de todos estos años, alrededor de 900.000 kilómetros. Este modelo se mueve gracias a seis cilindros en línea de 7.428 cc, lo que le brinda una potencia de 60 caballos y así llegar a un máximo de 130 km/h.

Uno de los vehículos más raros del mundo. Llegó a venderse en una subasta por 7 millones de dólares en 2012, lo que lo convirtió en el Rolls-Royce más caro jamás vendido.

Aston Martin DB6 – 1966

Se fabricó entre septiembre de 1965 y 1971. De todos los modelos de Aston Martin producidos hasta el día de hoy, el DB6 es el más viejo. Se produjeron un total de 1.788 unidades. Fue el sucesor del DB5, que también fue un automóvil memorable y, en comparación con aquel, presentaba un diseño aerodinámico más atractivo. Digno de ser uno de los autos de la Reina Isabel II.

Leer más: ¿Cuánto valen los lujosos carros de Cristiano Ronaldo?

Bentley State – 2002

Solo hay dos existencias de este coche, los dos pertenecen a la Familia Real. Estos dos autos de la Reina Isabel II fueron solicitados por ella para conmemorar su jubileo de Oro en 2002, siendo una limosina de auténtico lujo.

Tiene un motor V8 de 6.75 litros, tiene una velocidad máxima de 210 km/h, lo que sigue siendo impresionante para una limusina. Pero qué podemos esperar si es una ¡limosina REAL! y obviamente la carrocería y el vidrio están completamente blindados.

Un auto en su homenaje

Como parte de los autos de la Reina Isabel II no podía faltar uno inspirado en ella. El McLaren Elizabeth II. Este es un superdeportivo de la marca inglesa que se destaca por estar completamente pintado en tono plata.
De este Mclaren Elizabeth II sacaron a la venta pocas unidades y le obsequiaron uno a la monarca. El modelo fue creado por el departamento MSO de la marca. A pesar de ser un obsequio, nunca se le vio conduciendo este poderoso carro deportivo.

Comienza tu colección de autos con el Ford Mustang EcoBoost Premium Convertible. No se acerca ni un poco a los autos de la Reina Isabel II, pero te sentirás como un rey montado en él.

Haz clic aqui

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más reciente