¿Cómo despinchar una llanta? Sigue estos 10 pasos -
despinchar una llanta

¿Cómo despinchar una llanta? Sigue estos 10 pasos

¿No sabes como despinchar una llanta? No te preocupes, Caruzen Motors trae para ti los 10 pasos que debes seguir para que esta tarea no sea una tortura y no tengas que llevar el carro al mecánico. Checa este blog hasta el final.

No importa el tipo de llantas que tengas, ya sea Michelin, Pirelli o incluso Goodyear, juegan un papel vital para la conducción ya que de ellas depende un correcto agarre en carretera, un frenado óptimo y la seguridad para evitar derrapes. Sin embargo, el cambio de neumáticos se convierte en un dolor de cabeza y más cuando tienes prisa o no sabes cómo despichar una llanta y debes llevarlo al mecánico. Olvídate de la segunda opción y sigue estos pasos:

1. Asegura el vehículo con el freno de mano para evitar que se mueva, enciende las luces de emergencia y garantiza que no haya pasajeros dentro del vehículo para despinchar una llanta.

2. Coloca los triángulos de seguridad a la distancia establecida por transporte para indicar que tienes un inconveniente.

3. Verifica que tengas todas las herramientas necesarias que te permitan despichar una llanta para este proceso, entre ellas, llanta de repuesto en buenas condiciones de remanente y presión, tacos, llave para pernos y un gato. 

4. El uso los tacos para despinchar una llanta es fundamental. Ten en cuenta que si vas a cambiar el neumático de la parte delantera se debe colocar el taco en la parte trasera y, si vas a cambiar la llanta trasera se debe colocar el taco en la llanta delantera.

5. Afloja las tuercas de la llanta mientras el vehículo está aún en el suelo. Se giran en sentido contrario a las manecillas del reloj, pero no se quitan.

Leer más. ¿Qué significan los números de las llantas?

6. Para despinchar la llanta deber colocar el gato y levanta el vehículo. Todo vehículo tiene una parte pequeña en el chasis cerca de la rueda para poner dicha herramienta.

7. Una vez levantado el vehículo, quita las tuercas y retira la llanta dañada.

8. Ubica la llanta de repuesto en el centro, debes poner las tuercas teniendo en cuenta las recomendaciones de uso de la llanta de repuesto. Estás a pocos pasos de despinchar una llanta y seguir con tu camino.

9. Baja el vehículo y termina de apretar las tuercas o tornillos con la llave para pernos.

10. Retira el gato y listo. Has terminado el proceso de despinchar una llanta.

Sigue estos sencillos pasos para que despinchar una llanta no se vuelva una tortura

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más reciente

¡Suscríbete a nuestro Blog y no te pierdas ninguna noticia!